Analizan la situación socio-económica de las barriadas rurales de Jerez

La Comisión Desarrollo Rural estudia La prestación de servicios, las comunicaciones, la situación urbanística y las seguridad de estos espacios

La situación social y económica de las barriadas rurales y diseminados, la complejidad urbanística de estos núcleos de población, las comunicaciones con el Jerez urbano y el modelo de participación son algunos de los aspectos abordados en una nueva sesión de comparecencias de la Comisión de Desarrollo Rural que, bajo la presidencia de Raúl Ruiz Berdejo, ha contado con la presencia de los representantes vecinales Francisco Javier Ruiz de la asociación de vecinos de Las Tablas, José Barriga de  Unión Rural, Pedro Luis García y Manuel Cazorla de la Federación de asociaciones de vecinos ‘Solidaridad’. En una mesa redonda posterior han intervenido delegados de alcaldía de las barriadas rurales.

Comision de Desarrollo Rural

El propio origen de estos núcleos de población y la variada geografía del termino rural de Jerez hacen imposible concebir desde una misma perspectiva a estas poblaciones ya que se trata de realidades muy diversas conformadas por distintos factores tales como la dispersión de la población, la lejanía del casco urbano o su situación urbanística. Sobre ello, los comparecientes han basado sus intervenciones. En término generales, ha habido una petición común de una mejora de los servicios. Unas reivindicaciones que ha estado vinculadas a la afectación de gran parte de estos poblamientos por vías pecuarias, lo que constituye un complejo conflicto entre legalidad, garantía del uso público de las vías pecuarias (frente al uso privativo que constituyen las parcelas residenciales), y la realidad social. Otros temas como el transporte público o la seguridad han conformado las demandas.

Un capítulo aparte ha sido el análisis de la configuración administrativa de estos núcleos y su futuro. Desde los últimos gobiernos municipales, se ha venido conformando la figura del delegado/a de alcaldía (elegido mediante sufragio por los vecinos) como forma de vertebrar las relaciones entre administración local y  las barriadas rurales. Junto a esta figura, el Ayuntamiento ha dotado a las barriadas de un pequeño presupuesto para el mantenimiento de los espacios públicos y la celebración de actos de convivencia en las barriadas.

Ya por la tarde, en una segunda sesión de comparecencias, se espera la presencia de representantes de los sindicatos CCOO y UGT en la Comisión de Desarrollo Rural.