CRUXE DFC luchó hasta el final por entrar en la fase de ascenso

La sección de rugby xerecista se desfondó tras realizar 60 minutos de ensueño ante CR Málaga (39-12)

CRUXE DFC lo tuvo en su mano. La sección de rugby xerecista estuvo a punto de lograr la victoria que necesitaba para meterse en la fase de ascenso, pero una inoportuna lesión y un bajón en el tramo final del enfrentamiento contra el CR Málaga hizo que los jerezanos perdieran 39-12 y finalizaran la liga regular fuera de los puestos que dan acceso a una categoría superior.

Durante una hora, toda la primera parte y casi toda la segunda, el XV del caballo trotó a sus anchas por tierras malagueñas. Una hora en la que todo salía a pedir de boca. Se ganaban las melés y touchs por parte de una delantera casi improvisada pero que rendía a buen nivel. Se jugaba compactado, placando bien y cerrando bien los huecos en las fases defensivas para ganar balones que acababan en la línea, y tras un buen juego a la mano, los alas desbordaban en cada jugada. Ese juego permitió acabar ensayando en los primeros compases del partido, cosa que desconcertó al equipo malacitano.MALAGA CRUXE DF

El empuje de los jerezanos hizo que acabara la primera parte con una ventaja de 5-12 para el cuadro xerecista y que la ilusión se reflejara tanto en los rostros de los jugadores y cuadro técnico, como en los de los fieles aficionados, que a pesar de la hora del partido, la distancia del desplazamiento y desafiando un viento que arreciaba en la grada, acompañaron al equipo hasta tierras costasoleñas.

Y esa ilusión siguió siendo así hasta bien entrada la segunda parte, cuando los del XV malagueño pusieron toda la carne en el asador. Dieron entrada a varios jugadores de su primer equipo, que se encontraban convocados porque ya habían conseguido la clasificación a los ‘play off’ en su División Oriental.

Los potentes cambios del CR Málaga, unido a algunas lesiones en el CRUXE DFC y al bajón físico habitual de un equipo en proceso de creación, hicieron que empezaran a caer ensayos del lado malagueño. De hecho, el final de la segunda parte fue un infierno para los jerezanos, que se habían vaciado en el campo dándolo todo, y que ahora veían como se esfumaba la posibilidad de acceder a la liguilla de ascenso con cada nuevo ensayo de los malacitanos hasta llegar al 39-12 final.

A pesar de la eliminación y las circunstancias de un equipo xerecista con gente joven, poca experiencia rugbística y un grupo de veteranos curtidos en mil batallas, hacen que tenga un valor increíble lo que este grupo ha conseguido en su primer año en liga federada. Y es que a pesar de tener que entrenar en muchas ocasiones sin la iluminación suficiente para la práctica de ningún deporte en la Pradera Hípica, la sección de rugby ha logrado jugarle de tú a tú a equipos con muchos años de experiencia, y llegar a la última jornada compitiendo por un puesto de ascenso.