El Partido Popular visita el Mercado Central de Abastos

Teofila y Pelayo aprovecharon este encuentro para conocer la situación de “abandono y dejadez” de estas instalaciones

  • Los populares lamentan que hace más de un año que las obras deberían haber comenzado

El Partido Popular de Jerez ha visitado el Mercado Central de Abastos para comprobar in situ la situación en la que se encuentra este emblemático establecimiento comercial.

Mercado 1b

Las candidatas al Congreso, Teófila Martínez y Mª José García-Pelayo, acompañadas de varios miembros del PP de Jerez pudieron comprobar la situación de “abandono y dejadez” de estas instalaciones. Un Mercado Central de Abastos que es de titularidad municipal y que para los populares en su etapa de gobierno era una prioridad.

Los populares recordaron y acreditaron como el 7 de abril de 2015, el concejal Agustín Muñoz, aprobó y firmó la propuesta de gasto para acometer las obras de acondicionamiento del Mercado por un importe de 107.550, 68 euros. Esta obra era la primera fase y estaba incluida dentro del Plan Especial de Actuaciones para la Mejora y Rehabilitación de la ciudad de Jerez 2014-2015 que elaboró el gobierno del Partido Popular.

Ya con el gobierno socialista, y cinco meses después, primer retraso del procedimiento, la Junta de Gobierno Local aprueba la licitación de las obras. Posteriormente, durante varios meses se fueron suspendiendo las Mesas de Contratación y, nueve meses después, el 11 de enero de 2011 se remite el expediente para la valoración de las ofertas económicas.

Mercado 2

A raíz de que el Partido Popular registrara el 11 de mayo pasado una pregunta para ser contestada por el gobierno socialista, el viernes 20 de mayo se convoca la Mesa de Contratación para el lunes 23 de mayo. No sólo actúa tarde, un año después, sino que, con abandono total de la gestión municipal, lo hace por iniciativa de la oposición, de la única oposición, la del Partido Popular, al desgobierno de Mamen Sánchez.

Los comerciantes del Mercado Central de Abastos sólo esperan que cuanto antes la Junta de Gobierno Local requiera la documentación a la empresa elegida y, aunque con un año de retraso, empiecen las obras de conservación y mantenimiento que son urgentes y necesarias para la seguridad de las personas y del edificio.