El PSOE pide a la exalcaldesa que renuncie al aforamiento

Los socialistas jerezanos cargan contra la líder del gobierno anterior

El PSOE-A de Jerez y a raíz del anuncio de apertura del juicio oral por la trama de corrupción de Gürtel en la ciudad, ha vuelto a solicitar a la ex alcaldesa y diputada en el Congreso, María José García-Pelayo (PP) que “sea valiente y dé la cara de una vez por todas ante la justicia” por su presunta participación en las irregularidades cometidas durante su etapa al frente del Ayuntamiento de Jerez con motivo de Fitur 2004.Mamen Sánchez - Miriam Alconchel

Para los socialistas “quien debe sentarse en el banquillo de los acusados junto a los cerebros de la red,  Francisco Correa y Pablo Crespo, es la señora Pelayo que sigue escudándose en su condición de aforada para esconderse de manera cobarde y pretender irse de rositas” tras la supuesta comisión de varios delitos por la adjudicación de los contratos para el evento sin concurso público e incurriendo en “groseras ilegalidades”, como constata la investigación del caso.

Desde las filas de esta formación a nivel local reclamaron nuevamente que “no se dilate más en el tiempo la resolución de este escándalo” que, a su entender, “daña de manera notable la imagen de la ciudad y del propio Consistorio por la actitud inmoral e indecente de quien hasta el año pasado fue la primera autoridad municipal y se aferra a su  aforamiento  para posponer su irremediable encuentro con los tribunales”.

Cabe recordar que el  Tribunal Supremo abrió pasado mes de septiembre causa en su contra a raíz de los contratos cerrados por el Ayuntamiento de Jerez a empresas de la trama Gürtel, la mayor trama de corrupción de la reciente historia de nuestro país.

Asimismo el juez instructor de la Audiencia Nacional atribuye a la ex alcaldesa jerezana la “consciente adopción” de resoluciones sobre la participación del Ayuntamiento de Jerez en FITUR 2004 como la aprobación de pliegos de condiciones de concursos para adjudicar contratos sin tener competencia para ello.

La contratación del stand de Fitur, por importe de 355.391 euros, se adjudicó directamente a tres empresas vinculadas a Correa: Special Events, Down Town Consulting y Teleanuncio. Estas sociedades comenzaron a ejecutar sus servicios incluso antes de que se los adjudicara formalmente el entonces Instituto de Promoción y Desarrollo de la ciudad.