Izquierda Unida celebra la municipalización de la Ayuda a Domicilio

Adelanta que el Gobierno reconoce la medida como posible y que no tiene sentido privatizar hasta 2017

IU aplaude el compromiso del Gobierno incluyendo la medida en el Plan de Ajuste, aunque considera que su ejecución debe adelantarse, al no existir razones que justifiquen la renuncia durante todo un año al ahorro reconocido.

Ruiz-Berdejo: “La comparativa de costes demuestra que nos ahorramos más de 700.000 euros anuales con la municipalización. No hay  argumentos que justifiquen que regalemos ese ahorro, durante todo un año, para que el beneficio vaya a parar a manos privadas”

La inclusión de la municipalización de la Ayuda a Domicilio como una medida de ahorro en el Plan de Ajuste ha sido gratamente recibida por la Asamblea de Jerez de Izquierda Unida, sobre todo después de que sus representantes en el Pleno del Ayuntamiento tuvieran que advertir públicamente al Gobierno Local que, la privatización directa del servicio, sin tan siquiera estudiar la viabilidad de su internalización, supondría de facto la ruptura del pacto de investidura por parte de los socialistas. No en vano, se trata de una reivindicación histórica de esta organización, incluida en su programa electoral y en dicho acuerdo de investidura suscrito hace poco más de un año.

ana-fernandez-de-cosa-raul-ruiz-berdejo-iu-jerez

IU también celebra que, después de conocer hasta qué punto la medida es  beneficiosa económicamente para el Ayto. de Jerez –se ahorraría más de 700.000 euros anuales– el Gobierno Local se haya animado, por fin, a dar un paso hacia adelante y convertir la municipalización de este servicio en un compromiso firme, incluyéndolo en el Plan de Ajuste.

Lo que no entiende Izquierda Unida es que, siendo irrebatible el ahorro que generaría la medida, así como las consecuencias positivas que tendría ésta de cara a mejorar la prestación del servicio y dignificar las condiciones laborales de las trabajadoras, el Ayuntamiento postergue su ejecución hasta dentro de un año. Según Raúl Ruiz-Berdejo, Portavoz del Grupo Municipal de la formación, “este Ayuntamiento no puede renunciar a los 700.000 euros de ahorro que generaría la municipalización, máxime si el propio gobierno local reconoce que las tensiones de tesorería que podrían generar los retrasos del pago de la Junta de Andalucía son salvables buscando financiación externa. En este sentido, insiste el Concejal,  no existe ningún argumento de peso para privatizar el servicio durante todo un año, lo cual supondría renunciar a ese ahorro en favor de un beneficio que iría a parar a manos de una empresa privada”.

No obstante, indican desde la formación de izquierda, y a pesar de que el coste de la financiación externa siempre sería menor que el ahorro generado por la implantación de la medida, esta vía para garantizar económicamente el servicio no debe ser sino una alternativa al hecho de que la Junta de Andalucía cumpla con los compromisos de pago adquiridos en el marco del Convenio que ambas administraciones tienen suscrito para la prestación de la Ayuda a Domicilio, por lo que el Grupo Municipal de IU ha registrado una iniciativa para el próximo Pleno Ordinario de septiembre con el objetivo de que la Corporación municipal exija a la Junta que cumpla con las transferencias en tiempo y forma.

Además, desde IU Jerez también pondrán el asunto en manos de los representantes del partido en el Parlamento Andaluz para que eleven la exigencia en el seno de la propia cámara andaluza, ya que, insisten, si la Junta cumpliera en tiempo y forma con sus compromisos, no sería necesario buscar financiación externa para calmar las tensiones de tesorería que generan sus atrasos, evitando así que el ahorro se vea mermado por el coste de la misma.

Para finalizar, desde IU declaran que, con independencia de cuando se pueda hacer efectiva la municipalización del servicio, la organización va a seguir en permanente contacto con el comité de empresa de la Ayuda a Domicilio, como ha venido sucediendo hasta ahora, y que seguirán trabajando para garantizar la defensa de los derechos de las trabajadoras y que un servicio tan importante como este se preste en las mejores condiciones posibles.