El PSOE recuerda al PP que el superávit de 2013 se debe a la venta del agua y a los ICO

Galván habla de un superávit “engañoso” y de situación “caótica” en el Consistorio a junio de 2015

El teniente de alcaldesa de Economía, Hacienda y Planes Especiales, Santiago Galván, no entiende que el “Partido Popular saque pecho con su gestión económica al frente del Ayuntamiento cuando nos encontramos al llegar al Gobierno con una situación de caos y desastre económico, con una retención de la PIE del 93 por ciento, deuda con las ELAs, facturas pendientes de reconocimiento, sin aprobar la Cuenta General de 2014 y con un Presupuesto prorrogado que estaba prácticamente agotado en julio del año pasado”.

Galván en pleno

“No entendemos que un gobierno se pueda enorgullecer de haber conseguido un superávit en la liquidación del Presupuesto de 2013, cuando se consiguió debido a los ingresos por los préstamos ICO que sirvieron para pagar las facturas generadas en años anteriores y no para financiar los gastos corrientes  y a la venta del canon del agua”, ha señalado Galván, quien ha añadido que “una venta que además apenas reportó beneficios a la ciudadanía, ya que principalmente se utilizó para pagar deudas a bancos y proveedores y que nos ha privado de una importante fuente de ingresos”.

El teniente de alcaldesa incide en que “el Partido Popular no es el más indicado para hablar de buena gestión económica al frente del Ayuntamiento ni de superávit cuando en su legislatura aumentaron la deuda en 24 millones de euros, con un incremento del 13 por ciento, no aprobaron la Cuenta General de 2014 y ni siquiera nos dejaron un Presupuesto para 2015. Es más un Gobierno que ha incumplido sistemáticamente el Plan de Ajuste que ellos mismos aprobaron con un incumplimiento del 101 por ciento y eso a pesar de llevar a cabo, entre otras medidas, un ERE arbitrario e injusto entre la plantilla municipal”.

En cuanto a los datos de 2013, Galván recuerda que aprobamos la Cuenta General en un Pleno celebrado el pasado mes de julio, “con un año de retraso después de lo legalmente permitido.  Una Cuenta General 2013 que arrojó pérdidas cercanas a los 11 millones”. El teniente de alcalde explica además que “el resultado presupuestario ajustado positivo viene motivado en parte por la contabilización en el ejercicio 2013 de los préstamos obtenidos por este Ayuntamiento del fondo de pago a proveedores de las entidades locales y del plan para erradicar la morosidad. La diferencia entre los ingresos y gastos consolidados contabilizados en el ejercicio 2013 por los citados planes, al recoger facturas de ejercicios anteriores, supone una diferencia en el resultado presupuestario de 61,2 millones de euros”.