Ahorrar es posible, si sabes cómo

Las perspectivas de futuro no son muy prometedoras

En estos días, se han publicado en MIRA Jerez los últimos datos publicados por la Seguridad Social respecto a los importes medios de las pensiones en España y en Andalucía.

ahoro 2

La pensión media sigue siendo mes tras mes, año tras año, de un importe relativamente bajo, entre 800 y 1050 euros dependiendo del tipo de pensión.

Mi opinión personal, es que las pensiones públicas seguirán existiendo, pues son fundamentales para el modelo de vida de nuestro país, pero si tengo claro que a medida que pasen los años, los requisitos para acceder a ellas se irán endureciendo y haciéndose más difíciles de alcanzar. Esto ha venido pasando ya en los últimos años, en los que se han incrementado los años mínimos de cotización exigibles así como los años generales de cómputo.

Esto hará que las pensiones a percibir sean cada vez más bajas y se convierta en una necesidad el tener algunos ahorros para complementar dichas pensiones y mantener un nivel de vida mínimamente digno.

Desgraciadamente muchas personas no pueden ahorrar puesto que tienen ingresos limitados y muchos porque no tienen ni ingresos por estar en el paro.

Pero hay muchas otras personas, que no consiguen ahorrar porque no han desarrollado el hábito del ahorro, o como llamo yo, la “disciplina del ahorro”.

Existen productos muy básicos, alejados de las complejidades de las “preferentes”, o de los depósitos estructurados, por ejemplo, que permiten, una vez concienciados de la necesidad y de la utilidad del ahorro, constituir un pequeño capital desde cero,  mediante aportaciones automáticas periódicas.

Son productos seguros y rentables, lo suficientemente disponibles para tirar de ellos cuando vienen mal dadas, pero separados de la economía del día a día, lo que nos ayuda a preservarlos para destinarlos al objetivo que nos hemos propuesto desde  el principio.

La jubilación es quizás el principal de los objetivos, pero, ¿quién no ha tenido que pedir un préstamo bancario para pagar los estudios de los hijos, o hacer un esfuerzo importante para poder organizar (y pagar) una primera comunión tal y como se celebran hoy en dia, o tener una entrada para un coche y de esta manera financiar menos importe y pagar menos cuota?

Todo este endeudamiento, por el que acabamos pagando unos intereses importantes, se puede evitar, si nos proponemos crear este hábito desde lo antes posible.

Javier Puyol, responsable de la oficina de Seguros Bilbao Jerez
Javier Puyol, responsable de la oficina de Seguros Bilbao Jerez

No todo tiene por qué ser complicado en lo relativo al mundo financiero. Te animo a que te pongas en manos de un profesional financiero de confianza y cercano, que te asesore y que te ayude a crear la “disciplina del ahorro”. Al principio cuesta, pero pasado un tiempo suele convertirse en motivo de satisfacción y tranquilidad.