El alcalde de Torrecera denuncia la perdida de inversiones en la ELA

Manuel Bertolet lamenta “el chantaje partidista de Carmen Collado”

La delegada de Área Rural condicionó la cofinanciación del proyecto por parte del G.D.R Campiña de Jerez a la inclusión en la mesa de seguimiento del mismo a representantes de una asociación vecinal en particular, en detrimento de las otras 11 asociaciones censadas en la localidad. 

Manuel Bertolet: “tenemos que lamentar que la presidenta del GDR utilice la entidad para favorecer los intereses de su partido político y no la ponga al servicio de las necesidades de los territorios”.

El alcalde de Torrecera, Manuel Bertolet, lamenta que no haya podido salir adelante el proyecto “Mirador del Guadalete”, incluido en el II Plan de Acción de la ITS Campiña de Jerez, habiéndose perdido una inversión pública en la ELA de 94.000 euros.

Manuel Bertolet | FAEM
Manuel Bertolet | FAEM

El proyecto, financiado en un 60% por la Junta de Andalucía (54.000 euros), contaba con el compromiso del GDR de buscar la financiación del 40% restante (36.000 euros), ya que las arcas de la ELA no se podían permitir esa inversión. Así, y tras numerosos contactos con distintas administraciones públicas, fue finalmente el Ayuntamiento de Jerez, a través de su Delegada de Medio Rural, quien se comprometió a cofinanciarlo.

Según Bertolet, cuando recibió el documento en el que se plasmaba el convenio de colaboración entre el Ayto. de Jerez y la ELA de Torrecera para la ejecución del proyecto, se encontró con la sorpresa de que el compromiso de conformidad por parte de la Delegada, Carmen Collado, llevaba aparejada una coacción en toda regla,  toda vez que condicionaba la misma a la inclusión en la mesa de seguimiento de una asociación vecinal concreta de la localidad, asociación muy afín al PSOE, excluyendo de esa manera a las otras 11 asociaciones censadas en Torrecera.

Ante ese hecho, desde la ELA se pusieron en contacto con el Área de Desarrollo, Innovación y Cooperación local de la Diputación de Cádiz para que sus servicios jurídicos emitieran informe al respecto de dicha cláusula, ya que la entendían como ilegal. En dicho informe se puede leer literalmente que  “…no puede prevalecer una asociación concreta sobre otras, ni designarse representante de una, sin la participación, información y transparencia de las demás afectadas.”

En este sentido, y a la vista del informe jurídico sobre el punto en cuestión, se informó a la propia Delegada de la ilegalidad, sugiriéndole suprimir dicho condicionante del convenio. Y si bien su respuesta inicial fue favorable a la modificación de ese punto del acuerdo, la realidad es que la cofinanciación no se ha hecho efectiva, habiéndose dejado que se agotaran los plazos legales para el inicio de la ejecución del proyecto y por tanto habiéndose perdido la posibilidad de que Torrecera y sus vecinos pudieran beneficiarse de esta inversión pública por parte de la Junta de Andalucía.

Para Bertolet, este hecho no puede calificarse sino como un auténtico chantaje por parte de Carmen Collado, quien pretendía utilizar la Administración y los fondos públicos en beneficio de un interés puramente partidista, y en contra de los intereses generales de la ELA, por lo que lamenta profundamente que sus vecinos y todos los jerezanos no puedan disfrutar de ese magnífico proyecto denominado “Mirador del Guadalete”, cuyo objetivo no era otro que poner en valor la ribera del río a su paso por la pedanía.