Sebastian Vettel (Ferrari), autor del mejor tiempo en el primer día de test en el que el español Fernando Alonso sólo dió 6 vueltas al volante del nuevo McLaren

Las previsiones se cumplieron con creces ayer en el Circuito de Jerez y el primer test del año de Fórmula Uno con la presencia del español Fernando Alonso en pista al volante del nuevo Mclaren MP4-30 y el alemán Sebastian  Vettel estrenando el nuevo Ferrari, se saldaba con una espectacular jornada  en el trazado jerezano y la afluencia de algo más de 20.000 espectadores, algunos de ellos muy madrugadores que no dudaron en esperar desde bien temprano  para acceder y ver a partir de las nueve de la mañana a sus ídolos en acción. Una jornada en la que han coincidido varios elementos que han hecho de este día algo extraordinario y especial como nunca antes se había vivido en la ya larga historia del circuito, entre ellas: la buena climatología con sol y temperatura agradable, la presencia de los españoles Fernando Alonso y Carlos Sainz en pista, y sobre todo, las ganas de los aficionados de Fórmula Uno y ver en vivo los nuevos bólidos de la temporada 2015.

Gran expectación también entre la prensa especializada presente que en número aproximado de 350 periodistas entre prensa escrita, webs y televisiones, se han dado cita en el trazado jerezano para cubrir estos primeros test del año. Una jornada la de hoy, que arrancaba casi a ciegas, no en vano, era a partir de las 08.20 de la mañana cuando el esperado Mercedes W06 se descubría ante la prensa para que pudieran tomar las primeras imágenes del nuevo monoplaza con el que la escudería germana pretender renovar la corona conquistada la temporada pasada. Y no van por mal camino tras lo visto hoy. Nada más finalizar este acto y sin demora ninguna, ya que a las nueve se encendía el semáforo de inicio de los test, también hacía lo propio con su coche la escudería William con su FW37 que pilotarán Valtteri Bottas y Felipe Massa.

Después el desarrollo de la jornada ha sido el esperado. Pocas vueltas al principio al tratarse del primer día y realizando cada escudería el llamado “shakedown” del coche, es decir, comprobando que todos los elementos y sistemas  electrónicos funcionasen correctamente para después ir poco a poco realizando los primeros giros de test en los que los pilotos han podido comprobar en algunos casos las prestaciones de sus monoplazas. Resulta curioso el trabajo del equipo campeón Mercedes que en una jornada de estreno su monoplaza lograba completar sin contratiempos nada más y nada menos que 157 giros, todo un récord para tratarse del primer día.  Por su parte, el alemán  Sebastian Vettel, ahora en las filas de Ferrari, se convertía en el más rápido de la jornada al conseguir marcar un crono de 1.22.690 tras completar un total de 60 giros al trazado jerezano. Por su parte, la jornada de Alonso en pista ha sido breve, quizás muy breve para las aspiraciones de los aficionados que esperaban ver más vueltas del asturiano en pista. Y es que en Mclaren han tenido mucho trabajo para acoplar todos los sistemas electrónicos y software del coche, algo que sobre el papel parece sencillo pero que después sobre el coche hay que lograr que todo funcione sin contratiempos. Y esta es básicamente la labor que el equipo británico ha realizado en la jornada de hoy, ajustes y más ajustes en el monoplaza que ha dado fallos pero que saben a ciencia cierta su procedencia lo que les facilitará la labor de mañana en la que esperan rodar con más comodidad. “Eran las vueltas más o menos esperadas al tratarse de un coche nuevo y los comienzos son siempre lentos” indicaba Fernando Alonso en la rueda de prensa que ofrecía en el hospitality del equipo tras la conclusión de la jornada. “Lo de hoy es lo normal en la f1 actual copada por la tecnología” decía el asturiano. “Necesitamos tiempo para aprender del coche. Creo que el diseño es bastante agresivo  e innovador y tenemos que descubrirlo poco a poco y lógicamente necesitamos vueltas para conocerlo. Hubiera preferido dar más vueltas que las seis que he completado tras más de dos meses sin subirme a un coche, pero bueno, estoy feliz y excitado, hay una atmósfera increíble en el equipo, especialmente el regreso del binomio Honda-Mclaren tras más de 20 años. En definitiva, creo en el proyecto y me siento un privilegiado de haber sido el primer hombre  en dar las primeras vueltas a este coche”, declaraba finalmente el piloto español.

En cuanto a incidencias, la jornada ha pasado casi desapercibida. Sólo un trompo de Ericsson durante la mañana y la parada del Toro Rosso de Carlos Sainz esta tarde, se han contabilizado en este aspecto. También ha sido un día especial para Carlos Sainz que hoy debutaba como piloto de Fórmula Uno. “Hemos trabajado bien para completar un número razonable de vueltas en las que hemos podido recabar mucha información para preparar el coche para la sesión de Max mañana. Me he sentido bien en el coche hoy. He ido mejorando vuelta tras vuelta. Hicimos varios ajustes y creo que tenemos una buena base” indicaba el español de Toro Rosso que volverá a subirse al monoplaza el próximo martes.

Mañana segunda jornada de test con Hamilton y Vettel como principales pilotos en pista.

Tiempos de hoy: 1.-Sebastian Vettel (Ferrari) 1.22.620 (60v) 2.-M. Ericsson (Sauber) 1.22.777 (73v) 3.-N. Rosberg (Mercedes) 1.23.106 (157v) 4.-D. Ricciardo (Red Bull) 1.23.338 (35v) 5.-V.Bottas (Williams) 1.23.906 (73v) 6.-Carlos Sainz (Toro Rosso) 1.25.327 (46v) 7.-F. Alonso (Mclaren) 1.40.738 (6v)