La alcaldesa, María José García-Pelayo, acompañada por miembros del equipo de gobierno ha presentado esta mañana el Plan Integral en Barrios, que se ha puesto en marcha en la zona 2, iniciándose los trabajos esta mañana en la barriada de La Asunción. El Plan, que consiste en la reorganización de los servicios de las distintas concesionarias, servirá para realizar una actuación integral de limpieza, infraestructuras y movilidad en las ocho zonas en las que se ha divido la ciudad, atendiendo la demanda de los vecinos sin que suponga un coste añadido del servicio.

Los trabajos de este Plan Integral en Barrios se han iniciado a primera hora de hoy en la zona 2, que está integrada por las barriadas de La Marquesa, La Pita, El Pinar, Santa Ana, El Rocío, La Asunción, La Canaleja, El Pelirón, Las Viñas y Las Delicias. En esta zona se acometerán un total de 134 actuaciones que se desarrollarán a lo largo de este mes, en concreto 20 eliminación de pintadas; 15 limpiezas de solares y terrazos; 11 fregados de aceras anchas; 25 actuaciones en el alumbrado público; 33 de poda de arbolado; 5 de desbroce y tratamiento de herbicida; 20 de limpieza y reparación de alcantarillado y 5 de señalización. Además se van a sustituir 440 luminarias con el nuevo modelo leed, 46 lámparas y 53 puntos de luz completo.

La alcaldesa ha estado acompañada por el primer teniente de alcalde y coordinador de proyectos, Antonio Saldaña, así como por los delegados responsables de las distintas actuaciones que se llevarán a cabo, entre ellos, el delegado de Participación y Coordinación de Distritos, José Galvín, el delegado de Urbanismo y Movilidad, Agustín Muñoz, la delegada de Medio Ambiente y Deportes, Felisa Rosado, así como la concejal responsable de Infraestructuras, María José Rúa.

La alcaldesa ha explicado que “tal y como ya adelantara en el Debate del Estado de la Ciudad, hemos realizado una reorganización de los servicios de las concesionarias Urbaser, Elsan, Aquajerez, Postigo, Plasticonium y la empresa municipal Comujesa que, coordinadas con las delegaciones de Medio Ambiente, Infraestructuras, Movilidad y Urbanismo, han creado un gran equipo que actuará de forma simultánea y durante un mes en todas las deficiencias que existen en los distintas zonas en las que se ha divido el trabajo”.

García-Pelayo también ha explicado que a efectos de este Plan Integral se ha dividido la ciudad en ocho zonas y que se actuará teniendo como referencia las deficiencias detectadas por la delegación de Participación y Coordinación de Distritos. Las actuaciones se centrarán esencialmente en la limpieza viaria, alumbrado público, jardines, papeleras, viario urbano, señalización, abastecimiento y saneamiento.

La alcaldesa ha destacado que “se está haciendo un esfuerzo para dar respuesta a las demandas de los vecinos. Hemos tenido que llegar a esta situación porque en Jerez, durante muchísimos años no se habían realizado actuaciones para el mantenimiento de una ciudad de calidad, por lo hacía falta un plus de esfuerzo que nos permita ponernos al día y, a partir de ahí, iniciar un mantenimiento permanente de cada uno de las zonas”.

García-Pelayo ha aclarado también que “este Plan no supone un incremento económico, se han reorganizado los distintos servicios pero no significa que el Ayuntamiento tenga que pagar más, sino que estamos reorganizando el trabajo para ver si de esta manera se trabaja con más rapidez, más inmediatez, más eficacia, por lo tanto, con mayor satisfacción de los vecinos”.

La regidora ha hecho hincapié igualmente en que “este trabajo es compatible con el trabajo normal de cada una de las concesionarias, por tanto estamos hablando de que este batallón de mantenimiento urbano es un plus que se añade al trabajo diario que se realiza por cada una de las concesionarias en los distintos puntos de Jerez. En definitiva, lo que queremos es atender las demandas ciudadanas, mejorar nuestro trabajo cada día para que la ciudad esté en las mejores condiciones posibles”.

La alcaldesa ha declarado que “en todos los puntos de la ciudad se han detectado deficiencias y es que hacía muchos años que no se prestaban algunos servicios, por lo que vamos a poner la ciudad al día y a partir de ahí hacer un proceso de mantenimiento. En toda la ciudad hay demanda, y es normal que los ciudadanos que pagan sus impuestos lo que quieren es tener una ciudad en condiciones, lo más limpia posible, lo mejor iluminada posible, una ciudad en la que su saneamiento, su alcantarillado esté en condiciones, los árboles estén podados y los pasos de peatones estén pintados. Evidentemente vamos a ir a lo mejor posible, pero no quiero tampoco engañar a nadie y decir que no van a quedar cosas por hacer”.

En este sentido, García-Pelayo ha aludido al  estado del acerado, que es una reclamación permanente por parte de los vecinos. “Evidentemente en legislaturas anteriores se cometió  un error y fue plantar árboles que levantan las aceras. Es una actuación que  tiene un coste inmenso que no se puede abordar en este momento y que tendremos que plantear con actuaciones a medio plazo”, ha explicado.