El candidato Raúl Ramírez traslada a la central sindical, con mayoría sumando personal funcionario y laboral en el Ayuntamiento, los planes de esta formación para abordar el rescate y municipalización de los servicios públicos; para ampliar los cauces de participación ciudadana; y, sobre todo, para que cesen las divisiones en materia de personal promovidas de unos años a esta parte.

Siguiendo con su ronda de contactos con los agentes sociales y, especialmente, con los representantes sindicales de los trabajadores y trabajadoras del Ayuntamiento, el candidato a la Alcaldía de Foro Ciudadano de Jerez, Raúl Ramírez, ha mantenido un encuentro con dirigentes de CGT en Jerez, sindicato mayoritario en el Ayuntamiento al sumar personal laboral y funcionario. Junto al coordinador de Foro Ciudadano, Manuel Rosa; la portavoz municipal, Rocío Montero; y el coordinador de Política Institucional, Eloy Alconchel, el alcaldable de esta formación ha intercambiado impresiones con el secretario comarcal de esta central sindical, Juan González, con quien ha coincidido en la necesidad de “acabar con las divisiones en materia de personal en el Consistorio, trabajar para defender los servicios públicos a toda costa, como manera también de ahorrar dinero y prestarlos de forma más eficiente, y mejorar los cauces de participación ciudadana para que el jerezano vuelva a sentir el Ayuntamiento como algo suyo”.

Tanto Ramírez como González, que ha estado acompañado por Adolfo Sánchez, asesor jurídico de CGT, ha coincidido también en calificar de “sinsentido político” y “fracaso técnico” el ERE municipal que afectó a 260 trabajadores públicos y cuyas demandas individuales comenzarán a verse en los Juzgados a partir del mes que viene. “No había criterio de ahorro, lo dijimos hasta la saciedad y el tiempo nos está dando la razón; solo había ánimo de revancha y un interés desmedido de la derecha que representan la señora Pelayo y su partido, el Partido Popular, de salir de cacería ideológica”, ha apuntado el alcaldable de Foro.

Otra de las cuestiones abordadas en la reunión han pasado por la necesidad de mejorar los cauces de participación, tanto para los agentes políticos y sociales como para los ciudadanos. En este sentido, tanto Foro como CGT han lamentado que este gobierno local “haya sepultado las voces disidentes o que tienen otra forma de hacer las cosas”. Prueba de ello, han dicho, es la negativa a que la oposición y sindicatos como el ‘cegetista’ no tengan presencia en el Consejo Social de la ciudad, pese a que “tenemos mucho que aportar y decir, probablemente mucho más que un gobierno local que ha creado 4.000 parados más en esta legislatura y que no ha traído ni una sola inversión productiva”, ha dicho Raúl Ramírez.