El candidato Raúl Ramírez asegura que la Junta de Andalucía se comprometió a esta declaración en 2009 pero sigue sin pronunciarse pese a que hace un año, a propuesta de Foro, el pleno aprobó por unanimidad reclamar esta consideración que protege, tutela y promociona una tradición jerezana tan singular. Reclama al Ayuntamiento mejoras en el dispositivo de limpieza y seguridad durante los fines de semana de celebraciones en el centro.

A principios de diciembre de 2009 la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía, a través de la titular de esta cartera en aquel momento, Rosa Torres, anunció públicamente en Jerez el inicio del expediente administrativo para la declaración de la Zambomba Jerezana como Bien de Interés Cultural (BIC). Sin embargo, ha mantenido el candidato a la Alcaldía de Foro Ciudadano de Jerez, Raúl Ramírez, “cinco años después el Gobierno andaluz sigue sin decir esta boca es mía sobre una declaración que consideramos fundamental para proteger, tutelar y promocionar una tradición jerezana tan singular que se han convertido en un fenómeno social y económico de enorme dimensión y potencial”. Un año después de que, a propuesta de esta organización política, el pleno municipal aprobara por unanimidad reclamar esta designación, “seguimos sin tener conocimiento del estado del expediente”. Por ello, ha añadido, “exigimos a la Junta de Andalucía que de una vez por todas se pronuncie y concrete cuanto antes cuándo piensa otorgar esta distinción que nos parece de justicia, ya que nos consta que el gobierno autonómico es consciente de la relevancia y trascendencia popular, folklórica y etnográfica de esta tradicional fiesta jerezana”.

Al mismo tiempo, el alcaldable de Foro Ciudadano ha demandado al Ayuntamiento, en manos del gobierno local del PP, que “redoble” el dispositivo de limpieza y seguridad durante los fines de semana de celebraciones típicas en el centro de la ciudad, ya que “igual de positivo es atraer visitantes y llenar las calles con esta expresión tan nuestra y que, al mismo tiempo, reporta tantos beneficios económicos, como ofrecer una buena imagen de la ciudad a quienes nos visitan”. En este sentido, ha dicho, “no es de recibo las escenas de suciedad y descontrol vividas en el último fin de semana, por lo que reclamamos que en vista de la avalancha de visitantes que se espera para el próximo fin de semana se ajuste el dispositivo a la dimensión y el cariz que ha tomando la Zambomba de Jerez en el centro de la ciudad”.

Volviendo a la declaración como BIC, y teniendo en cuenta que otras localidades han empezado a exportar esta tradición jerezana genuina, “sería bueno acelerar al máximo la tramitación, que solo depende de voluntad política”. “Teniendo en cuenta que la declaración del flamenco por la Unesco como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad exige a las administraciones públicas velar por esta manifestación artística y sus derivados con aún mayor ahínco y dedicación, resulta cuando menos sorprendente que cinco años después no se haya tenido noticia alguna de cómo ha evolucionado la tramitación de un referido expediente que en teoría debía estar culminado en el plazo de doce meses”. “Debe producirse cuanto antes un reconocimiento oficial por parte del Gobierno andaluz, en forma de inclusión en el Catálogo General de Patrimonio Histórico, a una centenaria tradición jerezana que de unos años a esta parte se ha constituido, por si fuera poco, en un auténtico fenómeno social y económico para el desarrollo del municipio”, ha reiterado Ramírez, quien también ha demandado a la Junta que se “moje y participe con ayudas económicas para promocionar un evento que dura un mes y que atrae a turismo provincial, autonómico, nacional y extranjero”.

Más allá del expediente de declaración como BIC, Raúl Ramírez ha recalcado que “entendemos que cualquier acción tendente a aumentar el impacto y promoción exterior de este evento, que prácticamente ocupa un mes (desde finales de noviembre y hasta el mismo 24 de diciembre) en el calendario festivo de la ciudad, debe también ser asumida y atendida por la Junta de Andalucía dentro de sus planes y estrategias de atracción turística por representar estas incontables zambombas que tienen lugar durante estas fechas en Jerez un singular y auténtico referente para la captación de numerosos visitantes en una época que tradicionalmente no forma parte de la temporada alta de la provincia y la región andaluza”.