“Hace miles de gritos y manos alzadas que somos más libres”

Marimar, la hermana de Miguel Ángel Blanco, pone la voz en un vídeo para recordar que “solo unidos vencemos al terror”

El Ministerio del Interior ha lanzado un vídeo para conmemorar el 20º aniversario del asesinato de Miguel Ángel Blanco para reclamar unidad frente al terrorismo. En el vídeo, a través de la voz de Marimar Blanco, diputada del PP y hermana de Miguel Ángel Blanco, el joven edil de ese partido secuestrado el 10 de julio de 1997 por un comando de ETA y asesinado 48 horas más tarde, vuelve a aquel año, repasa la historia y mira al futuro: “Hace unas balas asesinas que todos dijimos basta ya”.

Estas son las palabras completas que la hermana de Blanco dice en el vídeo: “Hace miles de gritos y manos alzadas que somos más libres, hace unas balas asesinas que todos dijimos basta, hace el dolor de muchos inocentes que superamos el miedo, hace un país en pie que no cedimos al chantaje, hace un millón de lágrimas que nos unimos para siempre, hace una tragedia terrible que empezamos a vencer al mal”. Continúa con “Hace ya 20 años que el tiempo debería medirse en recuerdos” y la voz de la mujer sentencia: “Recuerda, solo unidos vencemos al terror”.

El asesinato de Blanco marcaría un punto de inflexión en la conciencia de los españoles hacia ETA con unas manifestaciones en la mayoría de las ciudades del país para pedir la liberación del edil que habían sido, hasta entonces, las mayores de la historia contra la organización terrorista. Tras su muerte, la indignación se extendió por toda España. Los etarras asesinos que mataron a Miguel Ángel Blanco fueron Javier González Gaztelu, Txapote, Irantzu Gallastegi y José Luis Geresta. Los dos primeros fueron detenidos tres años después del asesinato y cumplen condena de decenas de años. Geresta se suicidó en 1999.