Javier Durá reitera que “esta reestructuración supondrá una adecuación de los servicios que se vienen prestando y un importante ahorro”

El teniente de alcalde destaca que se “ha optado por la fusión por un criterio de eficacia y utilidad ya que funciona mejor como una empresa mercantil”

El Pleno extraordinario celebrado esta mañana y presidido por la alcaldesa, María José García-Pelayo, ha aprobado con los votos favorables del PP e Izquierda Unida y en contra de Foro Ciudadano y PSOE  iniciar el procedimiento para la fusión por absorción de las empresas Emuvijesa y Emusujesa.

Igualmente, el Pleno ha aprobado iniciar los procedimientos de integración de las empresas Ajemsa, Jereyssa y Jesytel en el Ayuntamiento, previsto en el Plan de reestructuración de las empresas municipales, con los votos favorables del PP y de Izquierda Unida, en el caso de Ajemsa, y el voto en contra de la oposición en el caso de Jereyssa y Jesytel.

El segundo teniente de alcalde y delegado de Seguridad y Personal, Javier Durá, ha recordado en su intervención que “este proceso se enmarca en el plan de reestructuración del sector público local dependiente del Ayuntamiento que se puso en marcha el pasado 31 de enero”.

El teniente de alcalde ha explicado que “la fusión de las sociedades de Emusujesa y Emuvijesa tienen como objetivo optimizar los recursos humanos y materiales de ambas sociedades, dando una respuesta más eficiente a las necesidades de la ciudad y, por ende, del Ayuntamiento en materia de desarrollo de suelo y vivienda”.

Durá también ha aclarado que “Emuvijesa será la sociedad absorbente, seguirá siendo una sociedad mercantil, con capital íntegramente municipal, con personalidad jurídica sometida al derecho privado, lo que posibilita que tenga más facilidades de actuación en el mercado, para acceder a la financiación”.

“Emusujesa se disuelve pero no se liquida, los trabajadores serán subrogados y su patrimonio pasará a Emuvijesa. El gobierno entiende que esta operación es la más simple, económica y garantista para los derechos de los trabajadores. Los activos de ambas empresas son complementarios y comunes, lo que permitirá un aumento de la productividad, de desarrollo de proyectos, una rebaja de costes de producción, en definitiva, prestar un mejor servicio a los ciudadanos, una homologación salarial y mayor agilidad en la gestión”, ha añadido el delegado de Seguridad y Personal.

El teniente de alcalde ha recordado que este expediente cuenta con “todos los informes pertinentes y legales, a diferencia del informe que presentó el anterior gobierno socialista” y se enmarca en el Plan de Ajuste municipal. Y ha añadido que “ya se ha iniciado con los trabajadores de Emuvijesa la negociación formal del convenio y, una vez aprobado en Pleno el inicio de la fusión, se iniciará la negociación con los trabajadores de Emusujesa”.

El delegado ha reiterado que “el principal proyecto de este gobierno municipal es pasar del caos que dejaron los anteriores gobiernos al orden y la legalidad” y ha recordado que uno de los principales objetivos de la reestructuración de las empresas municipales “es la homogeneidad de los sueldos de los trabajadores del Ayuntamiento y de las empresas”.

Javier Durá también ha recordado que cuando se culmine este proceso “se habrá alcanzado la homologación salarial de todos los empleados municipales, un proceso que supondrá la equiparación y que a las mismas tareas corresponda la misma retribución tanto en el Ayuntamiento como en las empresas lo que conlleva un importante ahorro”.

El delegado ha aclarado que “los acuerdos alcanzados hoy son previos al procedimiento mercantil que se iniciará en cada empresa municipal así como a las negociaciones que, conforme a la normativa laboral, se llevarán a cabo con los representantes de los trabajadores con los que ya se han iniciado contactos de forma informal”.

Durá ha destacado que “este proceso implicará una disminución en el volumen de entidades que integran el sector y un ajuste o adecuación de los servicios que se vienen prestando, lo que supondrá una reducción de costes así como evitar duplicidades administrativas”. Y ha recalcado que “se trata de un proceso serio, muy estudiado y que va paso a paso, en consonancia con la situación de crisis que nos demanda la ciudad, optimizando la gestión intentado gastar menos”.

Hay que recordar que este Plan de reestructuración del sector público dependiente del Ayuntamiento, que se inició el pasado mes de enero, se enmarca en el Plan de Ajuste municipal y supondrá la reducción del grupo empresarial de 21 a 12 entidades. El principal objetivo es conseguir un sistema más transparente, creando una estructura más racional y menos sobrecargada, más eficiente y sostenible que la que existe actualmente, con un funcionamiento más racional y eficaz del grupo municipal.

El procedimiento de reestructuración tiene como objetivo el adelgazamiento del grupo municipal así como la homologación de los salarios de todos los empleados públicos. En este sentido, en el último mes ya se han alcanzado acuerdos con los trabajadores de la Fundación Caballero Bonald, que se encuentra ya depositado en el Centro de Mediación, Arbitraje y Conciliación, y la empresa Ememsa. Igualmente, el pasado mes de marzo se aprobó la disolución inicial del Patronato Municipal del Parque Zoológico y Jardín Botánico y el cambio de forma de gestión del servicio, que se encuentra en periodo de exposición pública.