La delegada de Bienestar Social, Igualdad y Salud, Isabel Paredes, ha insistido en que “el Ayuntamiento, quiere ser y será, rotundo y persistente en dar a conocer a la ciudadanía los recursos que hemos impulsado para conseguir prevenir y erradicar la violencia de género”, enfatizando que “es preciso ir más allá  y en esto seremos incansables”.

Con ello Paredes se ha referido a los cambios que experimenta la sociedad de hoy y las exigencias de nuevos métodos y respuestas, conclusiones derivadas del trabajo de diagnóstico desarrollado durante los últimos meses y sobre el que se sustentan las líneas de dos planes básicos, como son el I Plan Local de Erradicación de la Violencia de Género y el I Plan de Igualdad, actualmente abierto en su periodo de alegaciones.

Paredes afirma que “la vida de hoy nos impone la agenda digital y a través de ella, nos impulsa a construir la ciudad inteligente, una ciudad donde la convivencia es mejor, porque es más fácil resolver nuestras tareas cotidianas, y dar respuesta a nuestras necesidades” y ha confirmado que “es una demanda que nos están presentando las propias mujeres, incluso las personas mayores”.

La delegada ha explicado que “hemos puesto los medios y realizamos un enorme esfuerzo para adaptarnos a la nueva realidad de los distintos perfiles sociales”. Los cambios experimentados en la propia sociedad generan nuevas pautas de vida y comportamientos, y sobre ellos “las nuevas tecnologías nos presentan retos, pero también oportunidades para mejorar nuestra información y nuestras formas de acceder a recursos y servicios que ahora tenemos al alcance de la mano, a través de nuestro ordenador o de nuestros dispositivos móviles”.

En este sentido, la delegada ha referido que “son muchas las mujeres que a lo largo de los dos últimos años nos han demandado formación en el ámbito concreto de las nuevas tecnologías, acceso a internet, entorno web, redes sociales, etc.,” confirmando que “estamos dando respuesta con el impulso a nuevos soportes digitales, tanto de formación como de información y gestión”.

La delegada ha mostrado un gran interés por trasladar a las mujeres estos avances municipales en materia de servicios a través de internet, haciendo especial hincapié en los casos de violencia de género. El número de mujeres víctimas de la violencia de género en España asciende a 35, a fecha de 11 agosto de 2014, según datos del Ministerio del Interior (Portal estadístico) sobre víctimas mortales por violencia de género. De ellas sólo 11 habían presentado denuncia (31,4%) y 2 la retiraron.

“Tal vez las mujeres antes de denunciar, quieren informarse, preguntar, hablar con alguien… y en esto nos hemos puesto las pilas para ser cada vez más ágiles y más efectivas”, ha dicho la delegada.

Al respecto, ha mencionado la web municipal del Bienestar Social, Igualdad y Salud, donde se recopila toda la información relativa a este ámbito, con accesos a servicios, normativas, documentos, recursos, convocatorias, etc.

Asimismo, la web del Observatorio Local de Violencia de Género, impulsada por el Ayuntamiento de Jerez en el mes de abril pasado, concentra toda la actualidad municipal en relación con medidas, iniciativas, servicios y recursos sobre atención y prevención de la violencia. Cualquier persona puede solicitar información relacionada con este ámbito a través del correo electrónico, acceder a distintas temáticas que pueden orientarla, o profundizar en esta materia a través de la base de datos creada con este objetivo.

Paralelamente, la delegación de Bienestar Social, Igualdad y Salud, ha impulsado este año dos cursos de formación online, sumando con ello más recursos telemáticos a través de la ‘Escuela de Igualdad on line’.

Ambos cursos registraron una demanda. El primero de ellos centrado en la Igualdad de Oportunidades para Mujeres y Hombres, de 40 horas de duración y que han culminado 19 personas, y un segundo dedicado a Recursos Coeducativos para la Igualdad, de 80 horas, que terminaron 9 personas.

Para la delegada “el avance hacia el mundo digital nos va a permitir afrontar retos que tenemos que salvar, como la brecha digital, favoreciendo también algo tan importante como la formación de mujeres con otras dificultades, como la discapacidad, y reforzar el respeto de los usos de los tiempos y los espacios de las mujeres. Con todo ello estamos trabajando por fomentar la igualdad”.

La delegada, consciente también de los peligros de exclusión que ello conlleva, certifica con ello la necesidad de avanzar en este ámbito mediante más formación y más entornos accesibles, habilitados para mejorar la vida de todas las personas.