La gestión de PSOE-IU provoca el caos sanitario

  • El responsable de Sanidad del PP de Jerez afirma que el SAS no cubre las bajas ni las vacaciones del personal sanitario causando un grave perjuicio a los ciudadanos y a los propios profesionales que prestan el servicio, que no dan abasto ante la falta de medios.
  • Galvín explica que la persona fallecida en Urgencias del Hospital de Jerez fue atendida por un médico, pero no le fue suministrado el tratamiento prescrito por encontrarse cerrada, por orden de la gerente del centro, la segunda sala de tratamiento del área de Urgencias.
  • Considera un insulto las declaraciones de la consejera de Salud sobre las circunstancias del paciente fallecido en la sala de espera “abandonado”, y se pregunta: “¿Quiere decir la responsable socialista que por ser mayor y tener una enfermedad grave tenía que morirse?”

El responsable de asuntos de Sanidad del Partido Popular de Jerez, José Galvín, ha afirmado en una rueda de prensa celebrada en Guadalcacín que “la gestión del bipartito andaluz PSOE-IU está provocando el caos sanitario en la ciudad y en el resto de Andalucía”.

Galvín ha puesto en evidencia lo que supone un auténtico tijeretazo de los socialistas y sus socios a las políticas de sanidad, que lleva años produciéndose, y que está teniendo consecuencias muy graves para los ciudadanos. De hecho, el dirigente popular ha denunciado durante su comparecencia que la Junta está ahorrando dinero a costa de poner en peligro la salud de los jerezanos.

El responsable popular ha explicado que el Servicio Andaluz Salud –SAS- no cubre las bajas ni las vacaciones del personal sanitario, causando un grave perjuicio a los ciudadanos y a los propios profesionales que prestan el servicio, que no dan abasto ante la falta de medios y que son víctimas de un importante nivel de estrés en el desempeño de su trabajo.

Galvín ha comentado, además, que la persona fallecida en Urgencias del Hospital de Jerez hace unos días fue, efectivamente, atendida por un médico del área, “pero no le fue suministrado el tratamiento prescrito por encontrarse cerrada, por orden directa de la gerente del centro, la segunda sala de tratamiento de Urgencias”.

Por ello, el concejal jerezano ha manifestado que son un insulto las declaraciones realizadas por la consejera de Salud sobre este dramático suceso que acabó con la vida de una persona que fue “abandonada en la salada de espera”. Concretamente, Galvín ha hecho referencia a las palabras de la consejera sobre las circunstancias del paciente fallecido: “¿Quiere decir la responsable socialista que por tener más de 80 años y tener una enfermedad grave este ciudadano podía morirse, tenía que morirse?”.

Para el responsable popular, “estos hechos son muy graves y ponen en evidencia el desconocimiento que tiene la consejera sobre Salud”. Y, en este sentido, ha señalado que no se puede poner al frente de un área tan importante como Sanidad a alguien que no sabe lo que es. “Hay muy buenos profesionales de la Sanidad en Andalucía que podían hacer un buen trabajo para gestionar algo tan fundamental y sensible como es la Salud, por lo que es inadmisible que pongan a un administrativo y que la prioridad de la gestión sea ahorrar dinero. Estamos hablando de la vida de los jerezanos y de los andaluces, parece que ni el PSOE ni IU son conscientes de la magnitud de la responsabilidad que tienen. Con la salud no se puede hacer dinero, precisamente cuando luego los socialistas derrochan el dinero público con una administración repleta de altos cargos puestos a dedo o, peor aún, lo ‘pierden’ en casos de corrupción como la trama de los ERE o el fraude de los cursos de formación. Es indignante”.

Por otro lado, José Galvín se ha referido a la gran deuda que mantiene la Junta con Jerez en materia de infraestructuras sanitarias, incumpliendo todos los acuerdos firmados y vendidos a bombo y plantillo en periodo pre-electoral, como es el Plan de Modernización del Hospital de Jerez, que está pendiente desde 2007 o el mapa sanitario de la ciudad, desde 1989.

“En el caso del Plan del Hospital –ha detallado-, el edificio de Radioterapia sigue cerrado a cal y canto, sin dotación de ningún tipo, y con los pacientes enfermos de cáncer teniéndose que desplazar a Sevilla o Algeciras para recibir tratamiento, mientras que del nuevo bloque quirúrgico no dicen nada de nada, como si nunca hubiese existido ese proyecto y ese compromiso presupuestado (28 millones de euros era el total del plan)”.

En cuanto al mapa sanitario, el dirigente del PP ha comentado que las obras de los centros de salud de zona Este y Sur están finalizadas, después de años de retraso, pero tampoco la Junta se manifiesta al respecto ni hace nada por dotarlos de personal y recursos para poder abrirlos en zonas especialmente necesitadas de estos centros.

Asimismo, según Galvín, PSOE-IU están dando la espalda al centro de salud de zona Norte y de Madre de Dios, que aunque tienen los terrenos y el edificio (Díez-Mérito) cedidos por el Ayuntamiento, no hay ninguna voluntad de ponerlos en marcha, a pesar de la saturación que, por ejemplo, sufre el centro de salud de San Benito en la zona norte, que atiende a unas 40.000 personas, el doble de lo que debería según sus características y recursos. “Si sale adelante el servicio –ha aclarado-, es por la voluntad y la profesionalidad de los profesionales sanitarios”.

PENSIONES

José Galvín ha aprovechado la comparecencia ante los medios para destacar, “como jubilado que soy”, el esfuerzo que está haciendo el Gobierno de Rajoy por subir las pensiones.

El concejal jerezano ha querido hacer hincapié en que estuvo cuatro años con la pensión congelada por culpa del Gobierno del PSOE, “y la primera vez que se han incrementado ha sido con el PP”.

Por ello, Galvín le ha reprochado a los socialistas que ahora se atrevan a criticar la subida, “cuando la propia candidata del PSOE de Jerez votó en contra de la subida y a favor de la congelación, además de hartarse de aplaudir a Zapatero por dejar a los pensionistas sin la subida que les correspondía”. Y, en este sentido, ha afirmado que “hay que tener más memoria y acordarse de lo que uno vota en el Congreso antes de criticar una noticia positiva como es el incremento en las pensiones”.