El candidato de Foro Ciudadano de Jerez a la Alcaldía en las elecciones municipales de 2015, Raúl Ramírez, ha presentado esta mañana en rueda de prensa, acompañado por el candidato de Foro en Guadalcacín, Manuel Becerra, dos grandes acciones políticas que incluirá el Programa de Gobierno de esta organización a partir de junio del año que viene si la ciudadanía así lo decide en las urnas. Aprovechando la celebración -“aunque en Jerez hay poco que celebrar”- de la Semana Europea de la Democracia Local y el “histórico triunfo vecinal” de los vecinos de las ELAs de Torrecera, Guadalcacín y Estella al mantener la gestión del agua en manos públicas, el alcaldable de Foro ha anunciado que una de las primeras medidas que adoptará si los ciudadanos deciden depositar su confianza en el proyecto político que encarna será emprender el proceso de remunicipalización del ciclo integral del agua.

Procedimiento que se inició tras la privatización “unilateral” acometida por el PP en esta legislatura, que prometió consultas populares para temas de calado “y no ha hecho ni una”, y que además, ha insistido, “permite que la actual empresa que gestiona el agua haya incumplido casi desde el minuto uno el pliego de condiciones”. Uniendo este objetivo a una de las “arterias principales” que presidirá “nuestra acción gobierno, la democracia participativa real”, Raúl Ramírez ha anunciado que “nos armaremos de razones y de legitimidad más allá de las urnas” convocando una gran Consulta Ciudadana en las primeras semanas de funcionamiento de la nueva Corporación para que sean los jerezanos y jerezanas quienes decidan “si hay que iniciar la batalla porque el agua vuelva a ser patrimonio de los jerezanos”.

“Ya avanzamos -ha sostenido- que esta batalla esencial que se abrirá a partir de junio d de 2015 no será fácil en absoluto. Pelearemos contra grandes multinacionales pero desde luego lo que no vamos a hacer es ponernos de espaldas a 214.000 jerezanos y jerezanas y arrodillarnos ante un alto cargo de una empresa que ha venido a lo que  ha venido: a obtener el máximo beneficio a costa de los jerezanos”. Lo anterior lo ha ejemplificado asegurando que los vecinos de Estella, Guadalcacín y Torrecera pagarán en principio un 18% menos por sus recibos del agua de lo que pagan el resto de contribuyentes de Jerez; las labores de mantenimiento e inversiones en infraestructuras dejan mucho que desear (ejemplo el otro día en La Granja); la atención al usuario se ha resentido (colas y colas de quejas en la sede de plaza Monti); se han producido cortes salvajes en familias necesitadas, cuya bonificación del recibo ahora tiene que asumir el Ayuntamiento como un gasto más que antes no tenía; el propio Ayuntamiento tendrá que pagar unos 16.000 euros al año por su suministro de agua, algo que tampoco se pagaba antes… En suma, ha dicho, “los jerezanos hemos perdido con la privatización de su agua porque pagamos mucho más por peor servicio y hemos perdido porque el Ayuntamiento paga más por un bien básico y esencial por el que antes evidentemente no pagaba”.

Aparte de lo anterior, Raúl Ramírez ha expresado su máxima preocupación por la grave y comprometida situación en la que queda la tesorería municipal tras la privatización del agua. “¿Saben ustedes que los ingresos recurrentes relativos al ciclo integral del agua que percibe mes a mes el Ayuntamiento están comprometidos hasta 2038?”, ha cuestionado. A lo que ha añadido: “A cambio de un canon de 80 millones que el PP piensa gastarse de aquí a mayo de 2015, Aqualia va a ingresar, según recoge el Presupuesto, unos 25 millones de euros. De ellos, netos serán en estos primeros años unos 10 millones, pero esa cantidad irá a más por el crecimiento natural de la población y por las futuras subidas que se apliquen”.

Aguas de Jerez era “social, medioambiental y económicamente rentable”

La Consulta Ciudadana, ha explicado Ramírez, “creemos que debe ser necesariamente el primer paso para armarnos de razones, de razones ciudadanas, para empezar un proceso que será duro, ya lo advertimos, pero que también debe ser estrictamente necesario. Y será duro porque lógicamente no hablamos de una ONG, sino de una multinacional del grupo FCC que piensa mover en Jerez una cartera de negocio, como ella misma anunció públicamente, de 900 millones de euros. Eso, pese a que en la memoria de la licitación figuraban tres veces menos volumen”.

El representante de Foro Ciudadano de Jerez, que está presente en la coordinadora en defensa del agua pública y que pretende adherirse al Pacto Andaluz por el Agua, ha recordado que la empresa 100% municipal Aguas de Jerez era “social, medioambiental y económicamente rentable”. “Se han provocado auténticos atropellos en este mandato para hacer caja fácil, dar patadas adelante, y engañar a la población aparentando que se han solucionado los problemas. Y ahora se abre un escenario, por desgracia, en el que hay que seguir deshaciendo entuertos de malos gobernantes que solo velan por ver cómo se perpetúan en el poder”, ha enfatizado.

En materia de democracia participativa real, ha ultimado Raúl Ramírez, “esta ciudad ya fue pionera en España con iniciativas como los Presupuestos Participativos o la implantación de la figura del Defensor del Ciudadano, entre muchas otras, pero no queremos quedarnos únicamente en eso”. “No pretendemos solo recuperar iniciativas como las anteriores, que se han desmontado en los últimos años y es urgente recuperar, sino que el objetivo es recuperar al ciudadano, a nuestros vecinos. Y que se sientan partícipe de la toma de decisiones, especialmente las de gran calado, de todo cuanto se mueva en su Ayuntamiento”, ha zanjado el alcaldable de Foro.