La alcaldesa, María José García-Pelayo, acompañada de los delegados municipales Javier Durá, José Galvín y Antonio Montero, asistió este sábado a la inauguración del pasaje Cristo del Perdón, situado en la calle Ermita de Guía, junto a la zona verde que da acceso a la sede de la Hermandad del Perdón. La Junta de Gobierno Local aprobó el 30 de enero la nueva denominación de esta vía, con motivo del cincuenta aniversario de la fundación de esta cofradía. El acto ha contado con la presencia del obispo de la Diócesis de Asidonia-Jerez, José Mazuelos, así como de un nutrido grupo de miembros de la Hermandad del Perdón, representantes de la Unión de Hermandades y la Hermandad de La Candelaria, entre otras entidades civiles y religiosas.