El Colegio de Veterinarios de la provincia ha efectuado hoy a Javier Durá y Felisa Rosado la entrega de esta herramienta avanzada que facilita la labor de búsqueda e identificación de los ejemplares perdidos

Para su operatividad es necesario que los propietarios coloquen a sus animales un chip de identificación a través de un veterinario

Los tenientes de alcalde y delegados de Personal y Seguridad, y de Medio Ambiente y Deportes, Javier Durá y Felisa Rosado, respectivamente, han recibido de manos de Lorenzo Macías, representante de la Junta de Gobierno del Colegio de Veterinarios de la provincia, los nuevos lectores de chips para la Policía Local con vistas a la labor de identificación de cánidos, felinos, hurones y equinos en la ciudad, en caso de pérdida de ejemplares de las citadas especies y reclamación por parte de sus propietarios. Al acto ha asistido asimismo el jefe de la Policía Local, Manuel Cabrales, y el director técnico de la Delegación de Medio Ambiente, José Miguel Cantos.

Los cuatro lectores de chips entregados se suman a los diez que ya entregó el Colegio de Veterinarios al Ayuntamiento. No obstante, estos cuatro lectores disponen de una aplicación más avanzada, de manera que no sólo pueden identificar a perros y gatos, como los anteriores, sino que además son válidos para hacer lo propio con hurones e incluso caballos. Para su operatividad es imprescindible que los propietarios coloquen previamente, a través de un veterinario, el chip de identificación a su ejemplar. De los cuatro lectores, dos serán utilizados por la Policía Local y dos por técnicos de Medio Ambiente.

Javier Durá y Felisa Rosado han destacado “la colaboración continua del Ayuntamiento con el Colegio de Veterinarios, con el que estamos vinculado a través de un convenio en función del cual ya nos han cedido 10 lectores de chips para funciones policiales. Se trata de un instrumento de gran valía para agilizar la identificación de un perro en caso de su pérdida, por lo que también recomendamos a los propietarios de éstos que coloquen a través de un veterinario un chip de identificación a su mascota”.

chips1Según ha explicado Lorenzo Macías, “la entrega de lectores de microchips forma parte de una campaña emprendida por el Colegio de Veterinarios de la provincia para facilitar a agentes de las policías locales de la provincia, Policía Nacional y Guardia Civil la identificación de animales. Según la ley vigente, perros y gatos tienen que estar identificados de forma obligatoria mediante un chip e inscritos en el Registro Andaluz de Identificación Animal. Gracias a los lectores de microchips, los agentes tienen acceso inmediato a todos los datos que existen del animal en cuestión y de sus propietarios”.

Los lectores de chips son especialmente útiles en caso de animales perdidos o incluso sustraídos. Mención especial merece la tipología de perros “PPP” (potencialmente peligrosos), que precisan una documentación especial por lo que a través del lector se puede acceder de inmediato a sus propietarios con vistas a comprobar si disponen de la misma en vigor.