El Área de Infraestructuras está realizando estos días diversos trabajos de adecentamiento en la barriada El Calvario, dando así respuesta a las demandas vecinales de la zona. La concejal responsable del área de Infraestructuras, María José Rúa, que ha visitado esta mañana los trabajos que se están realizando acompañada del presidente de la asociación de vecinos, Fernando Ruiz,  destaca que “llevamos a cabo continuamente labores de mantenimiento del viario público en toda la ciudad, dando respuesta a las demandas de los colectivos vecinales, y corrigiendo las deficiencias que se detectan desde el área. En estos momentos, varios operarios de Infraestructuras se encuentran trabajando en el Calvario, sustituyendo, entre otras actuaciones, tramos de acerado que presentaban deficiencias y mejorando de esta manera la accesibilidad entre las distintas zonas de la barriada”.

María José Rúa ha explicado que “se está actuando en el acerado muy deteriorado y degradado, ya que como manifiestan los vecinos de la zona, hacía varias años que no se realizaba ningún tipo de labores de mantenimiento. Asimismo  se está procediendo a la eliminación de una escalera que obstruía el paso peatonal así como a la eliminación de varios alcorques. En definitiva, con estos trabajos estamos intentado dar respuesta a las principales demandas de los vecinos de El Calvario”.

Los trabajos que se están llevando a cabo comprenden el arreglo de gran parte del acerado de varias calles de la barriada, que se encontraban muy degradados y deteriorados, procediéndose a su demolición y posterior reposición. De igual forma,  se ha demolido el acerado circundante de varios de los alcorques existentes que se encontraban en muy malas condiciones y se ha vuelto a reponer.

Se están ejecutando también actuaciones de eliminación de barreras arquitectónicas en el talud de la barriada con la calle Tablao, procediéndose a la eliminación de una escalera que obstruía e impedía el normal paso de los transeúntes por la acera y procediéndose en su lugar a la construcción de una rampa. “Esta obra era una de las principales demandas de los vecinos de la zona, que llevaban varios años demandándola, ya que los peatones se veían obligados a bajar de la acera y transitar por la calzada con el consiguiente peligro de atropello”.

Asimismo los trabajadores del área han procedido a tapar varios alcorques que se encontraban sin arbolado y que podían producir caídas a los viandantes, siendo igualmente esta actuación muy demandado por los vecinos. También se ha acometido el rebaje de varias aceras y realizado el oportuno paso de peatones,  para mejorar accesibilidad.

En cuanto al alumbrado público, se ha procedido también a un repaso general, conllevando la reposición de lámparas y restitución del cableado que se encontraba sustraído en la zona peatonal existente entre la avenida de la Hermandad del Rocío y la barriada.