Por primera vez los más pequeños de estas poblaciones celebran este evento cultural con castillos hinchables, bailes y coreografías, y personajes infantiles

Las delegaciones Turismo, Cultura y Fiestas y Medio Rural, en colaboración con la empresa de animación Senda, han incluido dentro de la programación de Fiestas de la Vendimia a las dieciséis barriadas rurales con  una oferta de actividades infantiles que han logrado una notable participación de público. La delegada de Medio Rural, Susana Sánchez, ha destacado la importancia de que las barriadas rurales hayan sido incluidas en la programación de actos de este evento cultural que celebra la ciudad (Las Fiestas de la Vendimia), y ha subrayado que esta iniciativa ha sido posible gracias a la coordinación entre las delegaciones municipales y los delegados de alcaldía. En este sentido ha agradecido a la delegación Turismo, Cultura y Fiestas su trabajo por llevar a cabo esta programación en la zona rural.

El concejal responsable del Plan Especial de Promociones Culturales, Antonio Montero, ha señalado que “esta ha sido la primera vez que se han desarrollado actividades de Fiestas de la Vendimia en las barriadas rurales” y ha incidido en que “el objetivo es seguir trabajando en esta misma línea, de manera que podamos seguir extendiendo la programación cultural y de ocio de otros ciclos festivos a la zona rural”.

Durante dos horas, a razón de dos barriadas por día entre el 9 y 14 de septiembre, los más pequeños han disfrutado de actividades de animación en las que simultáneamente se han ofrecido atracciones hinchables, y una zona de baile y coreografía. Pero lo que más éxito ha tenido entre los más pequeños ha sido la aparición de un conocido personaje infantil en la sesión de animación: Bob Esponja y Patricio, Dora la Exploradora y Draculaura. Estos conocidos personajes animados, además de dinamizar la fiesta y las diferentes actividades y atracciones, han sido los verdaderos protagonistas entre los numerosos participantes y cómo no objetivo de múltiples  fotografías. De hecho cada jornada ha congregado una media de participación en cada barriada de 25 niños y niñas de entre 3 y 12 años. “Calculamos que la programación llegará al final unos 400 menores”, ha señalado la delegada.

Los monitores de animación, ataviados con vestimentas de vitivinicultores, han recordado a los asistentes que estas fechas de las vendimia se deben conmemorar con alegría por medio de juegos, coreografías de baile y la compañía personajes infantiles. La programación se ha desarrollado contando con la colaboración de los delegados de alcaldía ya que las actividades han debido ser adaptadas a horarios compatibles con el curso escolar y las previsión de lluvias.