El desmantelamiento y saqueo de las instalaciones que albergaron la concesionaria Fiat en nuestra ciudad, nos hace preguntarnos si Jerez es ciudad segura para estos amigos de lo ajeno, dado la impunidad con la que actúan.

Miembros de Iniciativa Progresista Jerezana, junto con Antonio Conde Coordinador General de dicha formación, se han desplazado  al polígono industrial donde estaba situado el concesionario Fiat, carretera Madrid-Cádiz km 635, para ver in-situ los diferentes destrozos realizados por los amigos de lo ajeno para desmantelar y saquear dichas instalaciones.

Es increíble los destrozos realizados por dichos personajes para poder llevarse todo aquello de valor que pudieran vender, desde cableado eléctrico ubicados a más de tres metros de altura,  instalaciones de agua, marcos de ventanas, expositores, puertas metálicas, lucerna lías, diferentes aires acondicionados individuales  y sobre todo destacar la instalación y maquinaria de  aire acondicionado central, con un refrigerador instalado en el techo de dichas instalaciones  a seis metro de altura y cuyo peso podría oscilar en más de 300 kilos.

Desde IPJ creemos que estos personajes deben de estar bien coordinados y actuar los días que menos vigilancia policial existe en nuestra ciudad impunemente, a consecuencia también por noticias que tenemos de los profesionales de la seguridad en nuestra ciudad, la policía cuentan con medios insuficientes para poder cubrir con éxito toda la ciudad, tanto de vehículos como medios materiales necesarios para poder llevar a cabo su trabajo.

Por todo ello desde IPJ instamos a una reunión urgente de la mesa de seguridad donde esta representada ayuntamiento, vecinos y policía, y a tratar en dicha mesa este tema de inseguridad de  casas e instalaciones vacías a consecuencia de la crisis y de una vez se ponga coto a estos amigos de los ajeno y la impunidad con la que actúan.