Padres de estudiantes de la zona rural reclaman un mejor servicio del bus escolar

Lamentan que los pequeños han realizado largos viajes por la mañana temprano a Jerez con frío y fallos mecánicos

Padres de alumnos provenientes de Torrecera, La Barca de la Florida, El Torno y demás entidades locales de la zona rural de Jerez, aseguran a MIRA Jerez que sus hijos están sufriendo una serie de malas condiciones en el servicio de autobús escolar.

Informan que los pequeños se desplazan desde las 6:50 horas de la mañana, con lo que es un horario en el que en la actualidad sus hijos sufren bastante frío, algo que se está acrecentando por la situación de los autocares.

Los padres añaden que han realizado una serie de escritos informando a la dirección de la empresa ‘La Valenciana’ la situación de los autobuses, sin embargo lamentan que la compañía encargada de realizar la ruta escolar en la zona rural jerezana no les ha dado ningún tipo de respuesta a los mismos.

Aseguran que en muchas ocasiones el aire se ha conectado sólo, con lo que los estudiantes han tenido que viajar con una temperatura inferior a la del propio ambiente, teniendo que taparse con mantas y cubrirse las manos con guantes. Además añaden que en otras ocasiones la puerta trasera no funciona correctamente.

De vuelta a casa, manifiestan que el autobús empieza a recoger a los chicos de los institutos a las 14:30 horas, llegando a sus paradas a las 15:30 horas, sin embargo, “de cada diez días, siete viene el autobús con algún problema, teniendo que hacer paradas continuamente e incluso teniendo que hacer un cambio de los chicos al autobús de linea, hay días que llegan a casa a mas de las 16:00 sin comer y cansados desde la hora que han empezado su día”.

Informan por ejemplo que el día 17 de enero viajaban con la puerta del autobús abierta porque no se cerraba, por lo que entraba mucho viento con aire frío al interior del vehículo. El 18 de enero, al día siguiente, la puerta  estaba cerrada, no se podía abrir, así que sólo contaban con una para entrar y salir, por lo que si por cualquier suceso tuvieran que abandonar el autobús rápidamente, solo contaban con una puerta para hacerlo.

Los padres reclaman que pagan de 31€ a 33€ cada 10 días por el servicio, y solicitan mejores condiciones para los viajes de sus hijos: “que se active el aire en pleno invierno o la calefacción en junio es lo de menos, comparado con el problema de puertas, averías y demás”.

El pasado lunes 23 de enero recibieron un mensaje informando que no iban a poder disfrutar del servicio. “Tenían que haber salido a las 7:00 de la mañana y acabaro saliendo a las 7:20 porque tuvieron que viajaren el autobús de linea, con lo que ello conlleva, ya que este autobús los deja ahora en la parada de las Angustias o en algunas de las paradas anteriores, habiendo chicos en los institutos de la Granja, Montealto, Rumasa, etc… Ahora cada uno tiene que andar una buena caminata desde donde les deja el bus”. Los padres añaden que el lunes les comunicó el chófer a los chicos que la empresa les va a regalar dos viajes a cada uno, y que iba arreglar la puerta.

Fuentes cercanas a la compañía La Valenciana, consultadas por MIRA Jerez, indican que la empresa funciona en la actualidad correctamente, aunque sí hay que reseñar que la ‘ola de frío’ ha traído algunos problemas técnicos a algunos autobuses, aseguran que estos se han solventado con la máxima celeridad.