El Zoobotánico acogió ayer un taller de Osteología en el que participaron numerosos jóvenes y especialistas forenses. La citada acción formativa es fruto del convenio de colaboración suscrito por el Zoobotánico y su colectivo de personas mayores voluntarias con la Asociación Sirena, cuyo objeto de estudio son los mamíferos marinos.

El colectivo de voluntarios del Zoobotánico integrado por personas mayores y la Asociación Sirena, desde el altruismo, están confeccionando una colección osteológica para la exposición de restos óseos y esqueletos completos de fauna silvestre en las instalaciones del Zoobotánico.

El objetivo de esta colección y exposición tiene un fin meramente científico y educativo. Las piezas proceden fundamentalmente de animales que mueren en la colección zoológica, teniendo especial interés las especies de fauna ibérica así como las especies amenazadas o en peligro de extinción.

Las tareas que la Asociación Sirena desarrolla en el marco del convenio suscrito con el Zoobotánico se resumen en las siguientes acciones: desnaturalización, limpieza, montaje y ensamblaje de esqueletos de fauna salvaje; la formación a través de acciones formativas relacionadas con la limpieza,  preparación y montaje de esqueletos y osteología en general y la realización de programas de voluntariado.