El PP ha presentado una enmienda a la totalidad al Pleno ya que la proposición presentada por Foro “no se ajustaba a derecho”

El Pleno ha aprobado una enmienda a la totalidad presentada por el Partido Popular sobre la situación de los trabajadores encargados de la lectura de contadores del ciclo integral del agua. El primer teniente de alcalde y portavoz del gobierno municipal, Antonio Saldaña, ha explicado que tal y como estaba elaborada la propuesta presentada por Foro Ciudadano no se ajustaba a derecho.

Saldaña ha aclarado que “por mediación del Ayuntamiento, la empresa concesionaria ha garantizado los puestos de trabajo a estos empleados. El puesto de trabajo está asegurado, pero lo que es lógico es que estos trabajadores no renuncien a la denuncia para conseguir la reivindicación de sus derechos”

El portavoz ha aclarado también que “el pliego de condiciones de la licitación siguió un proceso de pública concurrencia en el que desde el grupo Foro Ciudadano no se realizó ningún tipo de aportación relativa a las empresas auxiliares que prestaban los servicios. Durante todo el proceso desde el propio Ayuntamiento se defendieron los puestos de trabajo vinculados al servicio así como unas condiciones lógicas y razonables atendiendo a la realidad del servicio que no podemos olvidar es costeado por todos y cada uno de los jerezanos al pagar sus facturas de agua”.

El primer teniente de alcalde ha explicado también que desde que el gobierno tuvo conocimiento de la situación de estos trabajadores, se ha mediado, con la alcaldesa al frente, consiguiendo que la empresa concesionaria actual ofrezca un puesto de trabajo a estos trabajadores en condiciones similares a la del resto de trabajadores de las empresas auxiliares trasladándoles su respaldo al procedimiento laboral para reivindicar sus derechos con independencia de las gestiones que se realicen con el fin de asegurar el puesto de trabajo.

Las condiciones laborales ofrecidas por la empresa concesionaria son las que vienen recogidas en el convenio colectivo de los trabajadores del sector y garantiza sueldos de 1.500 euros mensuales al margen de otras posibles retribuciones. Saldaña también ha destacado que estos trabajadores están muy bien valorados por la empresa concesionaria debido al excelente resultado de su trabajado.

La enmienda, por tanto, pide que “el Ayuntamiento durante el proceso laboral interpuesto por los trabajadores y una vez finalizado el mismo medie con la empresa concesionaria para que, dentro de las posibilidades organizativas y con criterios justos, permita a estos trabajadores mantener su puesto de trabajo dentro del servicio con el máximo respeto a las acciones que de forma individual realicen los trabajadores con el fin de preservar sus derechos laborales”.