“En Jerez se han producido dos tentativas de secuestros virtuales por exceso de información en la Red” 

La Policía Nacional imparte una charla en la Fundación ONCE sobre los riesgos y peligros por un mal uso y abuso de Internet

  • Recomiendan un mayor control de los padres en el acceso a Internet ante el aumento de los delitos y  el uso de aplicaciones  para filtrar el contenido que pueden ver los menores
Los agentes Adrián Domínguez y Rocío López alertan de un auge del acoso escolar a través de las redes sociales, crecen las denuncias de adolescentes por control machista en la Red, los pederastas brujulean bajo perfiles falsos en las páginas de niños y juegos on line con chat, las imágenes de contenido sexual compartidas para chantajear a la pareja se vuelven en una auténtica pesadilla entre los jóvenes y así una larga lista…
 Por Roxana Sáez 
Escena en la calle mientras una joven pasa por delante de un supuesto adivino que quiere echarle las cartas a su paso

Adivino: Daniela, ¿Quieres que te lea las cartas?
 Daniela: ¿Cómo sabes que me llamo Daniela?
 Adivino: Las cartas me lo han dicho, tus padres se llaman…vives en…tienes cuatro  amigas que se llaman…y has quedado con un chico de 14 años que has conocido en      Internet.
 Daniela: ¿Y cómo sabes todo eso?
 Adivino (un hombre de unos 50 años bajo perfil falso): Porque ese joven soy yo”.

Es la escena de un vídeo realizado para mostrar a jóvenes y adolescentes los peligros y riesgos de un mal uso y abuso de Internet. Esta terrible, pero real, historia de ficción es el material de trabajo que les sirve a los agentes de la Unidad de Participación Ciudadana de la Policía Nacional de Jerez, Adrián Domínguez y Rocío López, para mostrar a los asistentes a sus conferencias las consecuencias que puede tener el exceso de información que dan los menores a través de Internet. Casos como el de este vídeo  se están dando también en nuestro país y los más preocupante es que aumentan. La citas a través de Internet de menores con pedófilos o pederastas, que actúan bajo perfiles falsos, se están produciendo y la única manera de parar esta locura es la través de la formación e información.

Esta vez la cita  de la charla de la Policía Nacional es en el salón de la Fundación ONCE. Aunque el título de la ponencia es el mismo de las conferencias que imparten habitualmente en los centros educativos, la actualidad del tema hace que en el transcurso de sus intervenciones salgan a relucir nuevos casos relacionados con la Red que vuelven a poner los vellos de punta por falta de control en los contenidos y el tiempo que pasan los jóvenes en la Red. El público también se anima con testimonios que, en el caso del acoso escolar, corroboran lo que los agentes se afanan en explicar.

De nuevo la cita comienza con la misma advertencia: las redes sociales se han convertido en una nueva forma de vida para jóvenes y adolescentes. En ellas relatan al minuto cada paso que dan en su vida, subiendo de manera impulsiva material gráfico y aportando todo tipo de datos sin pensar que en el mundo virtual, al igual que en el mundo físico, hay bandas de delincuentes especializadas en recabar y analizar los datos que dejan de su entorno familiar para llevar a cabo todo tipo de delitos.

Y esto no es algo que coja de lejos a Jerez. Los agentes se apoyan continuamente en casos reales que están ocurriendo en nuestra ciudad, manteniendo la privacidad de los datos. “En Jerez ha habido dos tentativas de secuestros virtuales precisamente por la cantidad de datos que habían aportado los chicos en sus perfiles de redes sociales”.

No es el único delito. Recuerdan que “en Jerez también detuvimos a un pederasta que captaba a sus víctimas a través de Internet haciéndose pasar por entrenador del Betis”. “Afortunadamente, en este caso el padre se dio cuenta y conseguimos detenerle cuando había quedado con el pequeño detrás de Carrefour sur, pero había ya abusado de dos menores en el Puerto Santa María y por ello está en prisión”, explican.

Entre los peligros, ambos aseguran que “de los más preocupantes ahora mismo es el conocido como grooming, son los depredadores sexuales que brujulean bajo perfiles falsos en páginas de niños o juegos on line con chat”. “Esto está pasando, es real, los jóvenes han perdido toda privacidad en sus vidas y el exceso de datos que vuelcan o las amistades que entablan en la Red con pederastas o pedófilos, que se esconden bajo perfiles falsos, puede tener graves consecuencias”, advierten los agentes.

Adrián Domínguez los vuelve a repetir en esta nueva conferencia: “Darle un móvil con acceso a Internet a un chico de 12 años que sabe meter las marchas de un coche es como comprarle un deportivo de 600 caballos, sin ni siquiera conocer las señales de tráfico ni saber por que carril debe circular. Es muy probable entonces que tenga un accidente“.

Violencia machista

La violencia de género causada por el control en la Red crece también por días. Rocío López llega a asegurar que cada vez son más las  chicas jóvenes de entre 13 y 16 años que vienen a denunciar a la comisaría de Jerez actitudes machistas por el control que ejercen sus parejas a través de sus perfiles de redes. “Ubicación, ropa que llevan, que han hecho, sus parejas lo controlan todo gracias a la Red, quieren saber todo y ahí es donde entran los celos que acaban en situaciones de violencia de género”, explica.

Adrián Domínguez confirma los celos que puede llegar a producir entre adolescentes una imagen subida, por ejemplo, a Instagram. “Hace unos días hemos tenido que acudir a un parque de Jerez en el que dos chicas habían quedado para pelearse con navajas por una foto subida a esta red social”.

Son innumerables los casos que relatan bajo el asombro de un público que no pierde atención. Se abre continuamente un debate porque lo que cuentan ambos agentes preocupa y está pasando. El sexting, compartir imágenes de contenido sexual en la Red, es otra de las grandes preocupaciones que ponen en evidencia los agentes en el trascurso de la charla.”Las parejas jóvenes, de entre 13 y 15 años, inician una relación amorosa de forma efusiva y suben todo tipo de material gráfico a la Red, dándose casos en los que se graban manteniendo incluso relaciones sexuales, luego a las dos semanas rompen y para chantajear a la pareja suben el vídeo y a partir de ahí comienza una auténtica pesadilla para la víctima”.

Acoso Escolar

Siguiendo con la lista de riesgos y peligros. Ambos policías confirman que el acoso escolar es también ahora mismo uno de los delitos más preocupantes ya que está en auge como consecuencia precisamente del uso y abuso de las redes sociales. “El problema -según advierten- es que antes la víctima se iba a su casa y al menos descansaba, ahora el ciberacoso dura las 24 horas del día, lo cual se convierte en una auténtica pesadilla que en algunos casos en nuestro país, como ya se ha visto ha acabado en suicidio”.

Afortunadamente, también cuentan que los protocolos escolares funcionan cada vez mejor y que en los casos preocupantes o incluso en los que se llegan a apreciar tendencias suicidas el asunto se pone inmediatamente en manos de la Policía Nacional y de la Fiscalía de Menores.

¿Y cómo detectar que un niño sufre acoso?

Las charlas de la Policía no sólo alertan de los riesgos y peligros de la Red. En ellas además se aprende también a detectar cuándo un menor está siendo víctima de un delito a través de la Red. En el caso del ciberacoso dan algunas pautas:

  • Cambio drástico de la forma de ser del niño.
  • Pierde el interés por todo aquello que le gustaba
  • Siente angustia, ansiedad
  • Somatiza el problema
  • Baja el rendimiento escolar
  • Abandona sus aficiones

Ambos piden desesperadamente denunciarlo. Sus conferencias, enmarcadas en el Plan Director para la Convivencia y Mejora de la Seguridad en los Centros Educativos y sus Entornos que desarrolla el CNP, no son en balde. Rocío anima al público asistente con un caso por el que merece la pena seguir recorriendo los centros educativos. “Hace unos días en una charla de primaria, después de explicar cómo era el perfil del niño acosador, un pequeño levantó la mano y dijo: creo que eso es lo que hago yo y no lo voy a hacer más, entonces le dimos un fuerte aplauso por reconocerlo y el chico se fue como un héroe nacional”. Como conclusión y mensaje para acabar con el ciberacoso, no hay mejor solución que la educación en valores y, todo ello, enseñando a hacer un buen uso de las redes sociales.

Adrián y Rocío terminan su conferencia entregando, como hacen habitualmente el manual con las aplicaciones con las que los padres pueden controlar el contenido que ven sus hijos en la Red, entre éstas vuelven a recomendar Qustodio, “Con Q, sí con con Q, que no haya dudas”. lo dejan todo claro.

Una última recomendación desde Mira Jerez: asistir a las conferencias. Merece la pena, seguro que se sorprenderán de lo que en ellas van a escuchar y seguro que aprenderán de los consejos y recomendaciones que imparten desde su propia experiencia diaria los agentes de la Policía Nacional. “Por un sólo caso que evitemos con estas charlas merece la pena este trabajo”, concluyen ambos agentes.