El Parlamento andaluz atiende las demandas de la Abogacía para letrados del Turno de Oficio

La Cámara Autonómica aprueba una Proposición No de Ley para el pago a los colegios de gastos de infraestructura recortadas en 2012

El Parlamento de Andalucía, con el voto a favor de Partido Popular, Ciudadanos, Izquierda Unida y Podemos y la abstención del Partido Socialista ha aprobado en la sesión de ayer una Proposición No de Ley presentada por el Grupo Popular que atiende la petición del Consejo Andaluz de Colegios de Abogados.

parlamento_andaluz
Fachada del Parlamento de Andalucía, en Sevilla.

Su contenido es el siguiente:

1.- Incrementar un 10% lineal los módulos y bases de compensación económica de los servicios de asistencia jurídica gratuita en el turno de oficio y en el turno de guardia en beneficio de los más de 13.000 abogados y procuradores andaluces adscritos a los servicios de Asistencia Jurídica Gratuita.

2.- Sufragar a los Colegios de Abogados y Procuradores de Andalucía la totalidad de los gastos de funcionamiento aportados para hacer frente a la gestión y organización de los servicios de Asistencia Jurídica Gratuita y de Orientación Jurídica.

Se ha incluido además por unanimidad de la Cámara un apartado más, como consecuencia de la enmienda presentada por el Grupo de Ciudadanos. En este sentido, por el Parlamento se insta al Consejo de Gobierno a que proceda a la revisión de los Módulos y Bases de Compensación económica en el servicio de Asistencia Jurídica Gratuita, acomodándolos a las últimas reformas legislativas, incluyendo procedimientos no contemplados en el mismo como “macro juicios” o “delitos leves” y regulando procesos de intervención necesaria no incluidos, como la Mediación y demás que procedan.

Hay que recordar que en el año 2012, y con carácter retroactivo, la Junta de Andalucía llevó a cabo una disminución lineal de un 10% en los baremos de retribución de los servicios de asistencia jurídica gratuita. Además se redujo en un 50% la partida que se abona a los Colegios de Abogados para compensar los gatos de infraestructura que soportan por la prestación de ese servicio público